Cuidar tu salud es también cuidar tu belleza y, sin duda, tu rostro refleja lo bien que te sientes: es tu carta de presentación. Por ello, cuidarte y consentirte es importante especialmente después de los 30 años, edad en que comienzan a reflejarse los primeros cambios de la falta de producción de colágeno y elastina: aparecen líneas de expresión (o se acentúan las que ya estaban), el óvalo facial pierde su forma debido a la flacidez en mejillas y cuello.

Alrededor de los 25 a 30 años la producción natural de colágeno y elastina comienza a disminuir. Esta proteína es esencial para el cuerpo humano ya que abunda en la piel, huesos y articulaciones, protegiéndonos de los agentes externos como la contaminación, interviene en el proceso de cicatrización, producción de acné, celulitis y tono muscular.

Uno de los tratamientos más en boga para combatir los efectos del envejecimiento en la piel del rostro es la radiofrecuencia, una técnica que consiste en elevar la temperatura de los tejidos para estimular la producción natural de colágeno, cuyos beneficios son:

  • Efecto lifting en cuello, mejillas y frente.
  • Reafirma la piel que antes lucía flácida
  • Alisa la piel y le da luminosidad
  • Al estimular la elastina, se reducen las arrugas

 

Quizás te interese leer: ¿Cuáles son los mejores hidratantes según el tipo de piel?

 

Conoce Venus Concept en Bellphoria

Venus Concept es uno de los dispositivos de remodelación facial y corporal más reconocidos en el mercado, con tecnología de radiofrecuencia multipolar y campos electromagnéticos que generan calor en las zonas más profundas de la piel para estimular la lipólisis, tensar la piel con flacidez y reducir la celulitis.

Este tratamiento innovador tiene resultados comprobados, satisfactorios y puede utilizarse solo o como complemento después de una cirugía plástica como liposucción, lipoescultura, bichectomía o lifting, ayudando a reducir el edema post operatorio y a mejorar los resultados obtenidos con la operación.

La radiofrecuencia es segura para todo tipo de piel, no requiere tiempo de incapacidad, reposo ni cuidados posteriores ya que es un procedimiento no invasivo: las ondas electromagnéticas trabajan a nivel de la dermis, sin dañar órganos adyacentes, músculos o huesos. Es indoloro y, lo mejor, sus resultados se ven rápidamente.

La radiofrecuencia en el rostro se puede utilizar para alisar la frente, levantar las cejas, reducir las patas de gallo, desinflamar bolsas bajo los ojos, definir el óvalo facial incluyendo mandíbula, pómulos, mejillas y cuello. Cada sesión dura entre 30 y 45 minutos, dependiendo de las características de la piel de cada paciente.

Además de reducir arrugas, líneas de expresión y recuperar la firmeza en las mejillas, la radiofrecuencia disminuye las cicatrices por acné, manchas por el sol y deja la piel con una apariencia de renovación.

Ahora que conoces los beneficios de la radiofrecuencia, ¿qué esperas para probarla? Agenda tu cita en Bellphoria y comprueba lo fácil que es tener una piel joven, bella y radiante.

 

CONTÁCTANOS

 

Acerca del autor: Dra. Orly Cheirif

Especialista en Dermatología
La Dra. Orly Cheirif Wolosky estudió Medicina General y se dedica a ver todo tipo de problemas de piel, pelo y uñas; así como tratamientos quirúrgicos y cosméticos, tanto en adultos como en niños.
Cédula Profesional: #7804422
Cédula Especialidad: #11184230

AGENDA CITA